martes, 16 de marzo de 2010

CLUB ATLETICO PALMIRA 98 años

Antonio Spano e hijo, Rubén Álvarez Pocht y Jorge Giménez.

Cristian Soloa le canta a la reina de Palmira.



Sociedad
Atlético Palmira festejó sus 98 años de vida
Más de 700 personas, muchos premios y dos autos 0km en una noche de festejo para el Club esteño. Cantó Cristian Soloa.

Foto gentileza de José Luis Agüero de Revista La Jarillera.

En una noche agradable, en un salón ubicado en el distrito Los Barriales de Junín, se realizó el festejo por los 98 años de vida del Club Atlético Palmira.

Los festejos comenzaron con la iniciativa de la locutora Graciela Falcón, dando la bienvenida a todos los presentes. Entre ellos, se encontraban el Intendente de San Martín, Jorge Giménez; el delegado municipal, Sergio Vázquez; la Concejal Carmela Perri; autoridades del fútbol jarillero que han contribuido con el club a lo largo de la historia; representantes del hockey sobre patín y empresarios, entre otros.

Los invitados degustaron de la gastronomía preparada para la ocasión. Luego de la cena, se proyectó un video donde se pudo observar la historia, el presente y el futuro del club Palmira. Además, se pudo observar los avances en la cancha de fútbol, los logros en el hockey y personajes de la ciudad que han contribuido, de una forma u otra, a la historia de este club esteño.

Durante la noche, hubo distinciones para los de los presidentes con mandato cumplido del club. Entre ellos, Antonio Spano y Rubén Álvarez Pocht, quienes recibieron de manos del Intendente una plaqueta.

Además, se realizaron dos homenajes “post mortem”. El primero fue a la memoria del ex presidente, Munir Suhaiman y, el segundo, para Enrique Álvarez, ex jugador del hockey de Palmira que falleció el año pasado en un accidente automovilístico.

“Enrique fue un gran joven, cada día se lo extraña más, el fue un gran amigo, hijo, todos lo querían, el amaba el club”, dijo emocionada la madre del joven fallecido.

Posteriormente, un show musical finalizó con la actuación de Cristian Soloa que deleitó al público con 5 canciones de su último trabajo discográfico.

El final de esta fiesta, fue con el sorteo de importantes premios, entre ellos, nada más ni nada menos, que dos autos 0km. Los afortunados ganadores fueron el señor Baldearena y la señora Lobos, que muy felices y con lágrimas en los ojos, se hicieron acreedores de los respectivos rodados.
Por JOSE lUIS AGUERO / 15 de marzo de 2010 / 13:15

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada